Clìnica Oftalmológica San Diego Cúcuta

Prelex: una alternativa para cruzar la última frontera

La presbicia se conoce en el ámbito médico como la última frontera (es el defecto refractivo más complejo en su corrección, después de la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo, que se corrigen definitivamente con la cirugía láser). Sin embargo, la presbicia continúa siendo tema de estudio, porque es posible encontrar diferentes puntos de vista y diversas técnicas para corregirla.

Las técnicas de corrección más conocidas son: el uso de anteojos, la cirugía láser y la implantación dentro del ojo de lentes multifocales. Para entender esta última técnica es necesario conocer cómo funciona el proceso biológico que conlleva a la presbicia.

El cristalino es la parte del cuerpo con mayor contenido proteico. Reacomoda todas las noches sus proteínas y adquiere una contextura transparente. A partir de los 40 años de edad el cristalino se pone grueso y pierde su capacidad de acomodación.

Prelex es el nombre que recibe la técnica quirúrgica más moderna para corregir la presbicia y consiste en el cambio del cristalino présbita por un lente intraocular multifocal, que reemplaza el lente natural con problemas.

Los resultados de esta cirugía son claros y definitivos, pues al reemplazar el cristalino por un lente artificial el problema de acomodación se corrige para siempre, sin contar que adicionalmente se elimina la posibilidad de sufrir catarata.

Una persona con un lente intraocular multifocal, podrá ver lo mismo a sus 45 años como a sus 80, y su visión cercana, intermedia y lejana será de muy buena calidad.

Para determinar si a un paciente se le puede realizar esta cirugía, el oftalmólogo le hará algunas pruebas que le permitirán conocer sus necesidades visuales y su personalidad.

Sin embargo, lo más importante para tener en cuenta en esta intervención, es que debe ser realizada por un oftalmólogo de amplia experiencia, puesto que exige gran habilidad del médico para extraer el cristalino y para implantar el lente intraocular.

Elegir una buena institución con tecnología de punta y con oftalmólogos experimentados será determinante en los resultados que usted tendrá. Recuerde que una decisión apresurada puede limitar su visión para siempre.